Después de “The Right Thing is Hard To Do” y “September Song, pt. ii” llega “Song of the Bell”, una canción llena de guitarras apagadas y capas de tenues melodías, haciendo preguntas de autorrealización y satisfacción que persisten mucho después de oírse. «‘Song of the Bell’ es una canción sobre la esperanza, pero también se trata de comprender que la incertidumbre es una parte intrínseca de estar vivo. Esta fue la última canción que se escribió, ya habíamos grabado la mayor parte del disco», explica Kang.

“Estábamos en la primera etapa de la cuarentena y sentí que nuestros días se habían vaciado abruptamente. Estaba pensando en el vacío y leyendo el Tao Te Ching, un texto muy iluminado, ‘estar vacío es estar lleno, torcerse para estar recto’, etc. Entonces estaba pensando en ese concepto, cómo uno puede ‘vaciarse’ a sí mismo para estar lleno, y ¿dónde está esa línea, entre vaciarte y perderte? Pensé en cómo cuando algo está vacío, tienes dos opciones: puedes verlo por lo que solía tener y ya no (es decir, un ‘caparazón’), o puedes buscar su potencial para contener cosas nuevas y posibilidades (es decir, un «recipiente»).»

Lightning Bug apoyará a Bully en su gira por Estados Unidos este otoño, y hoy anuncian un show independiente este 29 de septiembre en Baby’s All Right en Brooklyn, Nueva York.

A Color of the Sky es un álbum de muchas novedades: el primer álbum de la banda con su nuevo sello discográfico, Fat Possum, la primera vez que graban juntos en vivo, y la primera vez que Lightning Bug, inicialmente un trío, es completado por Hagen y Puleo como miembros oficiales. Grabado en un estudio improvisado dentro de una casa abandonada, A Color of the Sky nos muestra a Lightning Bug con un sonido más orgánico, dinámico y exuberante que nunca, mientras que la compositora de la banda Audrey Kang suena más audaz que antes. A Color of the Sky estará disponible el 25 de junio a través de Fat Possum.

En la tercera semana de agosto de 2019, a lo largo de la costa ventosa del sur de Washington, la cantante Audrey Kang llegó a un festival de papalotes. Hizo la parada durante una caminata por el noroeste del Pacífico, donde acampó, caminó, hizo surf y vagó sola en las exuberantes reservas naturales de la zona. «Me inspiro mucho en la naturaleza», dice. «Si miro al cielo y no hago nada en la naturaleza solo, no lo sé. Las canciones simplemente llegan.» El viaje siguió a una serie de finales en su vida (trabajo, amor, relaciones) que se sintieron como un trastorno. Sin embargo, Audrey encontró paz y alegría en la costa. «Realmente no sabía cómo sería mi vida», recuerda. «Pero en el festival de papalotes, sabía que cada día los vería volando, y cada noche vería la puesta de sol y dormiría en la playa. Sentí que nada podía hacerme daño».

Lo que Audrey experimentó durante ese viaje, de lo que se dio cuenta mientras observaba los papalotes, plantaría las semillas de A Color of the Sky, el tercer álbum de su banda Lightning Bug. Un disco tanto sobre la introspección silenciosa como de las amplias preguntas existenciales, A Color of the Sky refleja el viaje de su compositora que emerge de una intensa duda de sí misma para encontrarse cambiada. «No confiaba en nadie y estaba muy infeliz con quien era», comparte Audrey. «El cambio clave en mi psique fue darme cuenta de que yo era la única persona responsable de mi vida y mi felicidad. Que la vida no tiene nada más y nada menos que el propósito que tú mismo le das.»

Como era de esperar para un álbum sobre la transformación del mundo interior, A Color of the Sky sigue después de que el mundo exterior de Lightning Bug también cambió. Su álbum de 2019, October Song, llamó la atención del sello independiente Fat Possum, quien reeditó el LP y firmó a la banda. Pero a pesar del nuevo entorno y las oportunidades, algunas cosas no cambiaron en absoluto. «Nos apegamos al mismo enfoque DIY de los discos anteriores», explica Audrey sobre su proceso de grabación. Lo que parece abundantemente claro escuchando A Color of the Sky es que esta no es una banda joven que busca su identidad, sino un grupo cohesionado de artistas manipulando su sonido a la perfección.

La grabación de Lightning Bug juntos como una banda en vivo ayudó a que A Color of the Sky se sintiera más orgánico, dinámico y completo que sus álbumes anteriores. También mejoró el nuevo sentido de claridad y confianza de Audrey en su composición. «Las canciones del pasado a veces se sentían confusas, o me sentía perdida sobre a dónde llevarlas», explica. «Pero esta vez, cada canción se sintió como una entidad completa desde la concepción.» El cambio es innegable. Su voz es más pronunciada que nunca, los arreglos simplificados, los mensajes más palpables, todo al servicio de una resonancia emocional inmersiva. «Quiero que los oyentes exploren sus propios mundos interiores», concluye. «Se trata de aprender a confiar en ti mismo, de ser profundamente honesto contigo mismo y de cómo la autoaceptación produce una forma desinteresada de amor.»

También te puede interesar: Señor Kino cumple sus sueños en «Aurora Boreal»

Escucha nuestro podcast

Este artista y muchos más están reseñados en nuestro podcast semanal. Conducen Diego Restrepo, Giovanna Sánchez y Maritza Ariza.

https://open.spotify.com/playlist/27C1yAYvKgpFDg6Dp6CemM?si=228954c929f84204