El video refleja la energía caprichosa de la canción, ya que sigue a Junior y su compañero cometiendo un crimen a la Fear & Loathing in Las Vegas a través del árido paisaje de Joshua Tree. El nuevo video marca la última oferta visual del nuevo proyecto de Junior, después de «What’s Enough pt. ​​2», «Pushing Away», «Paranoia Dreams» y «Listen Close». A principios de esta semana, Junior también anunció una extensa gira por Norteamérica junto con la banda de Dublín Inhaler que comenzará en marzo de 2022.

Cirque Du Freak es un proyecto de 5 canciones que construye y detalla un universo psych-pop funky y caprichoso de la propia creación de Junior, informado por experiencias de vida desgarradoras y transformadoras, incluyendo su lucha con la epilepsia que afectó negativamente su capacidad para hacer música. La creación del EP sirvió como un medio para que Junior enfrentara ese período de su vida, manifestando su falta de control a través de un espectáculo con varios personajes, incluyendo un payaso y un siniestro maestro de ceremonias.

Junior Mesa pensó que era el principio del fin. Acababa de lanzar su EP debut Peace, un proyecto que obtuvo elogios de KROQ, KCRW, Lyrical Lemonade y NPR, quienes escribieron que Mesa estaba «solo rascando la superficie de su visión y talento.» Habiéndose mudado de su ciudad natal de Bakersfield, CA a Los Ángeles, el joven de 19 años estaba listo para comenzar a trabajar y aprovechar toda la energía creativa que la ciudad tenía para ofrecer. En cambio, la sobrecarga sensorial de su entorno en conjunto con la popularidad de Peace desencadenó una repulsión física. Una convulsión en un concierto de Lauryn Hill provocó muchas más, lo que condujo a un eventual diagnóstico de epilepsia que transformó su flujo de trabajo por completo. “Fue realmente difícil hacer música porque mis convulsiones fueron causadas por la sobreestimulación,” dice. «Estaba en una relación tóxica con la música: era lo único que amaba, pero me estaba matando de una manera muy literal.»

Frente a nuevas incertidumbres en su salud y una relación que se desmoronaba en una ciudad que era completamente nueva para él, Mesa sintió que los muros se derrumbaban. “Sentí que mi realidad no era real, como si nadie pudiera entender por lo que estaba pasando, ni siquiera mis doctores,” recuerda. «Había un circo a mi alrededor: payasos saltando para asustarme, y yo no soy religioso, pero sentí que el diablo era el maestro de ceremonias.» En lugar de huir de estos demonios carnavalescos, comenzó a asignarles nombres: estaba The Diva, un provocador glamoroso como Mesa quería ser percibido; Tubby Terrance, un payaso tonto retirado; y Freakout Mode, un fantasma giratorio proveniente del pánico y la ansiedad de Mesa.

Su cirque du freak se convirtió en un lugar de curación, ya que Mesa aprendió a manejar su epilepsia mientras grababa el EP a fines de 2019 y principios de 2020. “Nunca pensé que algún día me sentiría mejor, pero en cuanto pasó, quise revelarme contra del mundo y hacer lo que quería.» Esa victoria creo canciones que simultáneamente atraen al oyente a la pista de baile y al mismo tiempo exhiben su crecimiento como compositor: «No creo que estuviera completamente listo para mirar hacia adentro, hasta que me vi obligado a hacerlo por mis experiencias traumáticas.» Como tal, Cirque Du Freak lidia con el pánico existencial de Mesa con asombro psicodélico. Temas como «Risen Up» consideran las verdades difíciles que surgen de la ruptura mientras están bajo el mismo techo, mientras que el funk suplicante de «What’s Enough pt.2» lo encuentra levantando las manos y preguntando «¿qué necesito para que me amen? ¿qué necesito para sentirme bien?»

Cirque Du Freak es un proyecto que se atreve a sugerir que cuando la vida comienza a volverse rara, deberíamos ponernos raros junto con ella.

También te puede interesar: Civic TV presenta nueva canción y video: «local talent»

Escucha nuestro podcast

Este artista y muchos más están reseñados en nuestro podcast semanal. Conducen Diego Restrepo, Giovanna Sánchez y Maritza Ariza.