Es una verdad a gritos, el canal RCN y Caracol, no están pasando por sus mejores momentos de rating y popularidad, sus producciones han sido las menos vistas en este año que termina. Sin embargo, hay que reconocer que a pesar de los bajos resultados, el talento de sus producciones ha estado bastante a la altura de sus retos actorales.

En ‘Las Vega’s’, el actor Santiago Alarcón, le da vida a Mauricio, un hombre tranquilo que, para devolverle un favor a su mejor amigo, decide cuidar a las mujeres de la familia Vega y trabaja con ellas como barman en el ‘centro de entretenimiento femenino’ que inauguran para tratar de salir en la ruina en la que quedaron.

Santiago es recordado por sus actuaciones en ‘Hasta que la plata nos separe’, ‘Pura sangre’, ‘Anónima’, ‘Las detectivas y el Víctor’ y tal vez, uno de los más queridos y recordados por los colombianos, Germán, en ‘El man es Germán’.

Que la comedia sea uno de sus fuertes no es cuestión del azar. Desde muy pequeño, cuando estaba en el colegio, y decidió participar en una obra de teatro con la única intención de salirse de clase, empezó a descubrir cuál era su verdadero talento, y desde entonces sus procesos creativos y su profesionalismo para interpretar a otras personas, le han abierto un espacio muy importante en la televisión colombiana.

“Llegué a la actuación por coincidencia, pero desde que descubrí lo que se siente estar en un escenario, compartir con el público, crear personajes nuevos, la relación entre la actuación y yo, ha sido mágica”, asegura Santiago.

Su infancia estuvo marcada por un lamentable hecho, en el que por cosas de la violencia que se vivía en su natal Medellín en los años 90, perdió a su papá y él como hijo mayor se convirtió no sólo en el principal respaldo de su mamá, sino en el responsable de sus hermanos menores.

Contrario a sus personajes en la televisión, Santiago Alarcón es un hombre tímido y reservado, un poco hiperactivo y distraído, pero por encima de todo, un profundo enamorado de su esposa Cecilia y de sus dos hijos, Matías y María. Prefiere mantener su vida privada alejada de los medios y no hablar más de la cuenta. Antes, en sus ratos libres jugaba fútbol, pero por un accidente se retiró. Disfruta de sus descansos en compañía de su familia, escuchando música o con un videojuego. Como amigo es incondicional y divertido, y en lo posible, casi siempre prefiere tener en su mano una taza de café. Le molestan las injusticias y la falta de lealtad.

En un punto en el que su personaje en Las Vega’s, está pasando por un momento muy difícil pues corre el riesgo de perder a la que considera la mujer de su vida, Santiago Alarcón habló un poco de lo que fue su participación en esta serie.

“HACER REÍR ES DE LAS COSAS MÁS DIFÍCILES QUE EXISTEN, PORQUE EL HUMOR ES DIFERENTE PARA TODAS LAS PERSONAS”: SANTIAGO ALARCÓN

A la hora de interpretar a un personaje, qué prefiere ¿Drama, comedia, acción o terror?

La comedia es una de las que más disfruto hacer, sin dejar de decir que es de las más difíciles. Sin embargo, la comedia tiene algo único que es el ‘repentismo’. Es eso que sucede en el momento, y que no tiene repetición, ni segunda parte. Sale en el momento y si funciona queda. Eso en otros géneros es más difíciles.

Después de interpretar a un policía en ‘Anónima’, ¿cómo fue llegar a ser un barman?

Eso hace parte de la vida del actor. Hoy estás en un personaje, y al otro día viene otro y hay que empezar a hacerlo. El policía y el barman son dos extremos. Para hacer a Mauricio, fue muy divertido porque tuve un entrenamiento con un barman profesional, que durante tres meses me enseñó el manejo básico de las botellas.

¿Cuántas botellas tuvo que partir para ser un barman profesional?

No, ninguna. Siempre usamos botellas de plástico, porque obviamente al principio era muy difícil que no se me cayeran…Al final también, pero se supone que ya había aprendido (risas). La verdad fue una experiencia muy chévere, me hubiera gustado aprender un poco más, pero para lo que necesitaba el personaje fue suficiente.

¿Cómo era un día de grabación de ‘Las Vega’s’?

¡Ufffff! ¡Absolutamente divertido! Tuvimos la fortuna de contar con un elenco maravilloso, con una amplia trayectoria en comedia y una facilidad para hacer este tipo de trabajos, que hacía que todo fluyera muy bien. Una muestra de lo divertido que eran las grabaciones, es que, en muchas de las escenas, la risa es real. A veces sucedían cosas que no estaban planeadas y el otro actor la seguía y resultaba bien, y así quedaba.

¿Cómo fue su relación con el resto del elenco?

¡Todo lo que digan es mentira, es un rumor (Risas)! No mentiras, fue genial. Con los actores, los directores, la producción en general. Cada vez que teníamos un espacio libre, grabábamos videos, hacíamos cosas. Trabajar con Natalia Ramírez, fue maravilloso, fue conocernos desde cero, porque ella no sabía quién era yo, pero tuvimos una conexión genial que ayudó mucho.

¿Cuál considera que es el ingrediente especial que tiene ‘Las Vega’s’ que la hace diferente a otras comedias?

‘Las Vega’s’ desde los libretos es una historia muy bien concebida. Tiene personajes diferentes y todos tienen un rol que engancha. Además, no es la comedia en la que todo el tiempo se está buscando forzar el chiste, sino que también hay drama, acción, tragedias, amor, traición… y todo eso va sucediendo y va atrapando.

¿La gente aún lo reconoce como Germán, el de ‘el man es Germán?

¡Todavía! Y yo no quiero que eso terminé nunca, porque a Germán le tengo el mismo cariño que la gente le tiene, es un personaje que me abrió muchas puertas y del que tengo muy bonitos recuerdos. Lo gracioso es que ahora, Mauricio en ‘Las Vega’s’, también ha sido un personaje que a la gente le ha gustado mucho, entonces en la calle la gente me dice: ‘Oe, Mauricio’, o me dice ‘Oe barman, ojo con doña Vero’.

Lo que pasa en ‘Las Vega’s’ se queda en Las Vegas…

Lo que quisiéramos es que ‘Lo que pasa en Las Vega’s, se quede en la casa de cada uno de los colombianos que noche a noche se divierte con la serie y está pegado a la historia, porque todavía faltan mucho por suceder… y lo importante es que al final, todo será por una noble causa.

EN POCAS PALABRAS:

Un artista: Guns & Roses
Plato favorito: Los fríjoles que prepara mi mamá
Un programa que nunca se perdía: El Chavo
Equipo: Atlético Nacional
Deporte: Fútbol
Color favorito: No tiene porque es daltónico
Música favorita: Desde plancha, hasta Metálica siempre y cuando no haya reguetón
Un recuerdo: Nacional campeón de la Copa Libertadores, cuando yo tenía 9 años
Qué le molesta: Pegarme en el dedo pequeño del pie al Jugar
Un defecto: se me olvida dónde dejo todo